Cuarta revolucion industrial

Cuarta Revolución Industrial: Oportunidad o Amenaza

“La cuarta revolución tiene el potencial de elevar los niveles de ingreso globales y mejorar la calidad de vida de poblaciones enteras. Sin embargo, el proceso de transformación sólo beneficiará a quienes sean capaces de innovar y adaptarse”  Klaus Schwab
El crecimiento ha disminuido durante los últimos 50 años. La industria necesita cambiar, así como todo lo que hemos asumido durante años. Tenemos muy claro que la competitividad de las empresas pasa por la globalización, la productividad y la innovación. Las nuevas herramientas, las nuevas tecnologías, los nuevos materiales, las nuevas metodologías, las nuevas fuentes de energía y todos los factores que englobamos bajo el nombre de Industria 4.0 son las palancas imprescindibles para lograrlo. La Industria 4.0 no es un simple cambio tecnológico, es un cambio de filosofía y de estructura económica que se hace difícil prever hasta qué punto cambiará las vidas de nuestros hijos y nuestros nietos
Hay cuatro principios de diseño en la Industria 4.0. Estos principios apoyan a las compañías para identificar e implementar escenarios de la Industria 4.0.
  • Interoperabilidad: habilidad de máquinas, artefactos, sensores y personas de conectarse y comunicarse entre sí por medio del Internet de las cosas o el Internet de las personas.
  • Transparencia de la Información: habilidad de los sistemas de información para crear una copia virtual del mundo físico enriqueciendo los modelos digitales de la planta con los datos del sensor. Esto requiere agregar los datos brutos del sensor a la información del contexto de mayor valor.
  • Asistencia Técnica: Primero, la habilidad de asistencia de los sistemas para ayudar a las personas a agregar y visualizar información de forma comprensible, para que puedan tomar decisiones informadas y resolver problemas urgentes a corto plazo. Segundo, la habilidad de los sistemas ciberfísicos para ayudar a las personas de una forma física a dirigir una serie de tareas que son desagradables, muy agotadoras, o inseguras para los humanos.
  • Decisiones descentralizadas: habilidad de los sistemas ciberfísicos para tomar decisiones por sí mismos y desarrollar sus tareas en forma autónoma en la mayor medida posible. Sólo en ciertas excepciones, como en interferencias o metas conflictivas, las tareas son delegadas a un mayor nivel.
Una empresa que utilizara todos estos cambios a su favor es ABB, una compañía suiza líder en automatización y energía, quien quiere revolucionar la industria manufacturera a través de su nuevo plan de negocios que integra nuevos lanzamientos y alianzas para llevar al sector a esta nueva era. El plan de la empresa es aumentar sus ingresos de un 3 a un 6% en un período de dos años.
La empresa tiene una plataforma en la nube con más de 50 bases de servicios y colaboradores, más de 6,000 soluciones instaladas, unos 70,000 sistemas de automatización y más de 70 millones de sensores y dispositivos digitales instalados.
Lo anterior quiere integrarlo en una solución llamada ABB Ability que permitirá a sus clientes tener acceso directo a una nube inteligente, además de ofrecer soluciones digitales que van de la mano con sensores y dispositivos del espectro de ABB. Microsoft, empresa con la que ya ha trabajado anteriormente, será la encargada de integrar este software con las industrias.
Las soluciones van enfocadas a la industria minera y metalúrgica; de alimentos y bebidas; de infraestructura y construcción; salud; marítima; automatización; gas y petróleo; transportes y logística, y químicos.
La cuarta revolución industrial traerá grandes retos para todos los sectores en la industria, afectando a micro, pequeñas, medianas y grandes empresas. Y solo aquellos líderes con una visión actual e integral sabrán usar a su favor las herramientas que esta nueva era nos ofrece.
Posted in Cultura, Innovación, Negocios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *